EL PERFECCIONISTA EN LA COCINA, Julian Barnes (Anagrama)

UnknownEn una época en la que triunfan programas de televisión como Top Chef o Master Chef no podía faltar en mis lecturas este ensayo en el que un autor tan insigne como Julián Barnes comenta con sorna inglesa todo lo referente al mundo culinario. Así, describe brevemente cómo  interpreta los libros de cocina, lo difícil que resulta que una receta se parezca a la fotogradía original,  la cantidad de artilugios inservibles que reposan dentro de un cajón, la complejidad de encontrar los ingredientes necesarios o la desazón que genera ejercer de anfitrión. Aunque a mí me ha parecido una lectura bastante amena, mi marido opina que el autor es un pedante soberbio.  Tengo que decir que mi marido lee más o menos una novela al año pero que pasa horas y horas en la cocina. Sus lecturas favoritas son libros de recetas – que ejecuta magistralmente-  y, como no, la guía Michelín.  Si vamos de viaje acude a los mercados y si por amor supremo me acompaña a una librería acaba siempre ojeando los libros de cocina. En nuestra cocina hay infinitos cachivaches utilizados para su función específica y cada vez que se lanza a una nueva receta se suele superar a sí mismo. La cuestión es que cuando yo leía el libro me parecía un retrato bastante ajustado de mi marido en su faceta de cocinero, pero a él no le ha gustado en absoluto porque, entre otras cosas: ¿cómo es posible que no cite a casi ningún francés?. En fin, yo me identifico con “la mujer para la que el perfeccionista cocina” y la verdad es que no me puedo quejar, que él siga cocinando, yo seguiré leyendo.

Anuncios

3 pensamientos en “EL PERFECCIONISTA EN LA COCINA, Julian Barnes (Anagrama)

  1. xula

    La verdad es que no conocia esta novela y basicamente me ha llamado la atencion por el titulo. Yo soy mas como tu marido, para mi cada artilugio tiene su sentido y los uso todos (o casi… aun teno una fondue electrica sin estrenar). Pero a la vez soy mas como tu, lectora compulsiva. Posiblemente tenga que leer la novela para valorar la pedanteria o no del autor, y saber de parte de quien estoy. Pero no se porque me da a mi, que no me va a sentar muy bien…. Es posible que lo incluya para las lecturas del mes que viene, asi que ya te contaré. Saludos

    Responder
    1. mjose Autor de la entrada

      Xula: lo bueno es que es corto, apenas 90 páginas. Yo creo que uno se puede sentir demasiado idéntificado. Ya me dirás.

      Responder
  2. Pingback: UN VERANO PARA APRENDER | LEO CUANTO PUEDO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s