Archivo de la categoría: Mejor no perder el tiempo en leerla

FILEK, Ignacio Martínez de Pisón (Seix Barral)

portada_filek_ignacio-martinez-de-pison_201802021431Lo mejor de este librito es el subtítulo que puede atraer a muchos lectores: “El estafador que engañó a Franco”: el autor suele ser un escritor bastante solvente y he leído con agrado algunas de sus obras. Este libro, más que una novela, parece un resumen de toda la vida judicial de Filek, un austriaco que se supo mover por la Europa caótica de las primeras  decenas del s.XX. Nacido en el imperio austrohúgaro nuestro hombre acaba en España y se dedica a pequeños  constante fraudes. Entra y sale de la cárcel hasta que intenta , como indica el subtítulo, engañar al gobierno franquista con una propuesta de fabricar gasolina con agua. El problema mayor de esta lectura es su falta de ritmo, no he acabado de conocer al personaje ni he podido empatizar, ni simpatizar ni detestarle, lo único bueno es que es corto.

Anuncios

UNA NOVELA CRIMINAL, Jorge Volpi (Alfaguara)

imageDe nuevo nos adentramos en el terreno de la no-ficción, esta vez ambientada en Méjico a principios de los años 2000. Allí, en el 20005 , Florence Cassez (francesa) y su novio Israel Vallarta (mejicano) son apresados por la policía des país azteca por haber, presuntamente, secuestrado a varias personas. EL arresto es televisado a toda la nación, los secuestradores torturados y enviados a la cárcel a la espera de un juicio (¿justo?). Esto desencadenó un largo incidente diplomático entre los presidentes de la época de los dos países: Calderón y Sarkozy. El uno clamando la independencia de sus jueces y el otro reclamando la inocencia de la ciudadana gala y su traspaso a una cárcel francesa. Bien está que nos fijemos en hechos reales pero, ¿hace falta tanta maraña de datos judiciales y extrajudiciales? ;  ¿tanta repetición de momentos, de personajes, de pensamientos, de opiniones, de entrevistas frustradas o conseguidas? Francamente me he alegrado de acabar el libro porque me ha resultado pesadísimo. Ni siquiera se lo recomendaría a un jurista muy apasionado por su profesión para que vea lo mal que lo hacen los mejicanos.  Si se trata de no ficción actual recomiendo vivamente El adversario de Carrère al que no le sobra ni una página.

 

TODOS MIENTEN, Mindi Mejía ( Planeta)

unknownUn lugar del medio -oeste americano más bien rural,  una chica, Hattie (o Henrietta) manipuladora, gran actriz y con ganas de comerse el mundo; un jugador de fútbol americano bonachón y tontorrón, Tommy,  que desea ser su novio; un shérif, Del Goodman, amigo del padre de Hattie atormentado por lo vivido en Vietnam y, last but not least un apuesto profesor (de lengua, por supuesto), Peter Lund, que atraviesa una profunda crisis matrimonial y personal pero que sabrá encandilar a su mejor alumna.  Tras el asesinado de Hattie se da una gran consternación en el pueblo y todos sospechan de todos. Esto es una mezcla de novela policiaca (más bien floja) con consultorio sentimental ( del género: él recordaba cuando se enamoró de ella…), un pelín de sexo e historia adolescente del género del instituto que estuvo tan de moda (hoy creo que olvidada) con esa serie de Crepúsculo. No deja de ser un entretenimiento fácil de seguir con un estilo literario discutible (para mí repetir la palabra “mierda” tres veces en el primer capítulo no revela una gran sutileza en el manejo de los sinónimos) que va a dejar poca huella en mi memoria lectora.

LS AGUAS DE MANHATTAN, Charles Reznikoff (Siruela)

imagesDos partes tiene este libro: en la primera Sarah Yetta malvive con su familia en la Rusia zarista mientras los judíos sufren hambre y pogroms. Como ella es una mujer emprendedora decide emigrar a América. Allí se casa y forma una familia. En la segunda parte el protagonista es su hijo Ezequiel que logra regentar una librería mientras pulula por Nueva York. Novela plana perteneciente al grupo de “déjà lu” tantas veces que no creo que el recuerdo de esta lectura permanezca en mi recuerdo más de una semana. Pienso más bien que el (ligero) enfado será duradero por haber perdido el tiempo leyéndola y el (gran) alivio por no haberme gastado euro en su adquisición ya que mi biblioteca nunca decepciona, como sí lo hacen novelas como esta.

MEMORIAS DE UNA OSA POLAR, Yoko Tawada (Anagrama)

UnknownLectura raruna en la que nos acercamos a la vida de varias generaciones de osos polares. La primera, procedente de la URSS,  escribe una autobiografía que se convierte en un éxito de ventas y es aclamada por los socialistas. Tras emigrar a Canadá vuelve a la RDA donde su hija, Tosca, se convierte en una estrella del circo. Acaba la saga Knut que nace en un zoo y se convierte en estrella mediática sobre el cambio climático. Para complicarlo todo un poco más las voces narrativas se mezclan, las reflexiones sobre el devenir de la humanidad y la naturaleza son bastante intrincadas. Así,  este libro se convierte en una metáfora tan compleja sobre el ser humano que sería precisa una buena guía de lectura para entenderla bien. A mí no me ha hecho ninguna gracia porque no he acabado de empatizar con  los plantígrados humanizados y sus rebuscados pensamientos, pero si alguien desea intentarlo y lo consigue, que me lo explique bien.

SELFIES, Jussi Adler-Olsen (Maeva)

61wHzBdJurLTengo entendido que la salud psíquica de los nórdicos, quizá debido a la falta de sol, no es muy estable y  novela nórdica danesa viene a confirmarlo. Crímenes atroces pasados se juntan con los cometidos en mayo del 2016. Una asistente social bastante amargada decide iniciar una venganza personal contra Jasmin, Denise y Michelle, tres jóvenes menores de treinta años que viven de las subvenciones estatales. Ellas, lejos de ser unas víctimas inocentes, se acuestan con el que está dispuesto a darles algo de dinero y planean varios delitos. Los policías también están bastante atormentados, sobre todo Rose que es internada en una clínica psiquiátrica sumida en una crisis profunda originada por la muerte de su padre en un supuesto accidente. Todo aquí es complejo y enrevesado: el pasado, el presente, las drogas, el alcohol, el sexo, los delitos… Demasiados personajes pululando y rasgándose las vestiduras, los que no lo hacen es porque ya están muertos, asesinados o en la organización escrupulosa de un suicidio. Tiene alguna escena trepidante pero lejos de constituir una lectura relajante y veraniega ha supuesto para mí una lectura estresante y algo costosa.

TODOS LOS DÍAS SON NUESTROS, Catalina Aguilar Mastretta

Unknown¿Qué hacía este libro en mi lista? lo ignoro y la verdad es que me arrepiento de haberlo cogido de las baldas de la siempre bien surtida biblioteca. Una chica, Mari, cuenta como se desenamora de Emi, su chico, tras narrar con todo tipo de detalles de cómo se enamoró de él, cómo se conocieron el colegio y se reencontraron en la universidad. Luego vienen las lágrimas post ruptura y las locuras para olvidarle. El único mérito que le encuentro es que se lee (y se olvida) fácil salvo, claro está, los mexicanismos que tampoco me han impedido mucho la comprensión del texto, por lo demás previsible, repleto de treintañeras en crisis de pareja que corren de un lado a otro con uno y con otro ahogando sus penas en alcohol y otros amoríos.  A lo mejor una revista de peluquería puede mejorar esta lectura por la calidad de sus fotos.