Archivo de la categoría: Otras literaturas

OFFSHORE, Petros Markaris (Tusquets)

UnknownKostas Jaritos es como un pariente encantador de cierta edad al que da gusto ir a visitar una vez al año. Su mujer, Adrianí, sigue cocinando como los ángeles y su hija Katerina parece que va situándose como abogada. Grecia va poco a poco saliendo d la crisis, lo que se nota en el tráfico y la alegría con la que se llenan los restaurantes. En esa Grecia próspera un funcionario corrupto, un armador residente en Londres y un periodista demasiado preguntón son ejecutados. Jaritos investiga los crímenes que se resuelven con demasiada facilidad, él no está satisfecho pero los burócratas harán que deje sus ansias de saber la verdad a un lado. Como siempre, lleno de frases con enorme sentido común: ese es uno de los secretos que la ayudan a resistir las dificultades, me digo. No le pide nada a la vida. (p.164). Agradable y entretenido.

Anuncios

TOCAR EL AGUA, TOCAR EL VIENTO, Amos Oz (Siruela)

unknownEliseo Pomeranz está casado con Stefa, viven en una ciudad polaca cuando los nazis invaden su país natal. Obligados a separarse, Eliseo vaga por los bosques y al finalizar la guerra se las arregla para acabar en un kibutz de pastor. Su mujer, exquisita y admirada por cuantos le rodean, consigue sobrevivir en la Rusia estalinista denunciando a los desafectos al régimen.  Novela compleja que incluye varios planos: primero la vida de sus protagonistas, luego sus sentimientos mezclados con los elementos de la naturaleza y la fantasía que no se sabe muy bien donde empieza y donde acaba. Poca narración, mucha poesía y  grandes metáforas que hacen que más que una novela sería un un objeto digno de eruditos por su complejidad estilística y lo que sugiere, más que lo que dice explícitamente. Para lectores valientes dispuestos a sumergirse en un lenguaje alegórico y preparados para leer y releer frases, que aunque a menudo son cortas, exigen bastante atención.

EL ÚLTIMO DÍA DE TERRANOVA , Manuel Rivas (Alfaguara)

imageTerranova es una librería que , como corresponde al autor, se halla en Galicia y está a punto de cerrar. Con esta excusa el propietario, Vicenzo, esboza la historia del establecimiento que es también la de su familia. La de su padre, un profesor represaliado por el franquismo; la de Expectación, su nodriza o la del tío Elíseo cuya afición a la literatura y a viajar eran legendarias. También aparecen aquí narrados acontecimientos como la muerte de Franco o la dictadura argentina. Aunque a veces se pierda un poco el hilo narrativo este es un libro para leer, subrayar y dejarse llevar por la magia y la belleza del lenguaje, lo que menos importa es el qué dice, lo mejor es cómo lo hace. Aquí van dos ejemplos; en un momento dado un  soldado andaluz entra en la librería: “Lo abrió al azar y leyó en voz baja: Roubáranos o vento aquel veleiro. Qué bien sonaba el gallego con acento andaluz. Era una lengua nueva, de una isla invisible”. Otra cita sobre la lectura: “Desde que la argentina me enseñó, dijo por Garúa, solo leí un libro. Me gustó tanto que me dije: ¿Y ahora para qué voy a leer otro? Voy a leer este toda la vida. Y ya debo de haberlo leído diez o quince veces. Pedro Páramo. Está escrito con levadura. Lo dejas una noche y fermenta. Se llena de cosas nuevas”. (p.167) Hermoso ¿no?

HASTA AQUÍ HEMOS LLEGADO, Petros Markaris (Tusquets)

9788490660713Leer otro episodio del comisario Jaritos es como volver a casa y repetir lectura de las anteriores entregas. Además, después de varias lecturas tan tremendas e intensas me apetecía algo más ligerito y dado que hemos tenido un verano de lo más entretenido con la  deuda griega y su situación económica no está de más adentrarse en la actualidad a través de esta novela. Comienza la historia con un ataque a la hija de Jaritos, Katérina, que es golpeada por defender a inmigrantes, a este acontecimiento se une una serie de muertes relacionadas con la corrupción. Como siempre el asunto se resuelve y como siempre ello da pie para que Markaris reflexione sobre la familia y la situación de Grecia, en este caso la corrupción : Los que no aceptan sobornos son unos imbéciles y los que lo aceptan, mafiosos(p.120) y la emigración con dos puntos de vista:  los griegos emigrados que vuelven al país de sus padres y las segundas generaciones de emigrados en el país heleno. Más de lo mismo pero no por ello desechable.

EL ASESINATO DEL SÁBADO POR LA MAÑANA, Batya Gur (Siruela)

9788478446698Mi madre siempre dice que los israelitas (Amos Oz, David Grossman) están de psiquiatra, pues que diríamos de una novela policiaca israelita en la que han asesinado a una psicoanalista. Michael Ohayon es el detective que se encarga de lidiar con todos los egos y los secretos del instituto psicoanalítico al que pertenecía la víctima, las doctora Neidorf. Afortunadamente tras vueltas, revueltas, infinidad de nombres y de investigaciones farragosas se sabe quién el el asesino, menos mal. La lectura es todo menos ágil, se me caía de las manos con tanta tortuosidad y ritmo lento. Llegado este punto me pregunto si es saludable tener la manía de acabar todo libro que empiezo.

MI ABUELA RUSA Y SU ASPIRADORA AMERICANA, Meir Shalev (Ático de los libros)

Aspiradora_frontalDe nuevo un título que nos lo dice todo: a la abuela del autor, de origen ruso pero residente en Israel,  le regalaron una aspiradora americana, dádiva que al principio le hizo muchísima ilusión puesto que era una fanática de la limpieza pero que al final tuvo que arrinconar ya que no entendía muy bien que lo que limpiaba por fuera estuviese sucio por dentro. Con esta excusa el escritor presenta diversas anécdotas familiares, describiendo principalmente a la parentela de su madre, a su abuela Tonia y a todos sus tíos. Todo ello con un tono amable y humorístico, desdramatizando las duras pruebas que pudieron pasar los primeros judíos en asentarse en las tierras de Israel. Una lectura grata y entretenida que sin duda es apta para cualquier lector.

NOSTALGIA, Mircea Cartarescu (Impedimenta)

9788415130307Componen este volumen cinco cuentos: El ruletista, El Mendébil, Los gemelos, REM y El arquitecto. El primero y el último son breves y fáciles de entender y ambos hablan de obsesiones inexplicables en una atmósfera de lo más lograda. En El ruletista se narra la vida de un don nadie que triunfa gracias a sus apuestas cada vez más locas con la ruleta rusa; en El arquitecto conocemos a un hombre normal que se obsesiona con el cláxon de su coche. El cuerpo central de los relatos es,  sin embargo, bastante complejo ya que mezcla recuerdos de infancia con surrealismo, lo onírico y el realismo mágico.  En la voz narradora convergen lo real y lo fantástico, quedando las fronteras bastante difusas entre sueños, evocaciones y lo cotidiano. Mi consejo para acercarse a este autor es leer Las bellas extranjeras que, a mi modo de ver, es mucho más asequible y divertido.